Soy una PYME, ¿cómo compito con los grandes en SEO?

competir grandes marcas seo

Soy una PYME, ¿cómo compito con los grandes en SEO?

En nuestra agencia, trabajamos a diario con clientes que dirigen o forman parte de una Pyme, y todos tienen esta preocupación en mente: ¿cómo hacer que mi empresa destaque en el mundo online, frente a otras grandes empresas, con personal y presupuesto mucho más grandes que el mío?

Pues bien, nosotros siempre decimos a nuestros clientes que ser una empresa pequeña tiene sus ventajas, ya que el tamaño reducido de tu empresa puede, por ejemplo, ayudarte a tomar decisiones más rápidamente, y por tanto, reaccionar a lo que el mercado demanda de una manera mucho más ágil.

En este artículo vamos a centrarnos en una serie de estrategias que las Pymes pueden llevar a cabo para mejorar su posicionamiento SEO, con el objetivo de ponerse a la altura, o incluso superar, a las grandes marcas referentes del sector.

 

1º: Busca posicionar por palabras clave muy específicas

 

A la hora de escoger las palabras clave por las que vas a querer posicionar tu negocio, lo inteligente es decantarte por aquellas que una gran marca no pueda, o no le interese competir por ellas, ya sea por asuntos legales, o porque no están directamente relacionadas con la obtención de resultados. Esas palabras clave pueden ser:

 

  • Palabras “long tail”: si tu negocio es una tienda de móviles, quizá te resulte difícil posicionarte por palabras como “Iphone 7” o “Samsung Galaxy S7”. Pero si afinas algo más en tu posicionamiento, por ejemplo creando una guía para posicionar por “Mejores juegos para instalar en iPhone 7”, tendrás muchas más posibilidades de encontrar a personas que busquen precisamente ese término, y que acaben visitando tu web.
  • Palabras clave de comparación: las grandes marcas no van a crear contenido comparándose con otras marcas de la competencia, pero tú sí puedes crear contenido que analice los pros y los contras de cada una. Así captas tráfico interesado por esas marcas, un público interesado en tu sector, que gracias a tu contenido descubre que existe otra alternativa: tu marca.

 

2º: Constrúyete una reputación e imagen de marca en un nicho de mercado específico

 

Como consecuencia del punto anterior, tu pequeña empresa deberá centrar su estrategia en un nicho de mercado concreto, si va a posicionar no por las palabras clave más genéricas del sector, sino por una selección de palabras clave muy concretas.

Atención: esto no quiere decir que porque te especialices en dar consejos sobre el Iphone, no vayas a vender también modelos Samsung o Huawei. Es sólo una manera de dar a conocer tu marca, centrándote en un sector de tu audiencia concreto.

Y lo bueno que tiene ser una pequeña empresa es que, si ese nicho de mercado en el que te has estado centrando, no atrae el público que esperabas, ¡puedes cambiarlo! La flexibilidad que tiene el esquema corporativo de una Pyme te permite pivotar y modificar tu estrategia rápidamente, una vez has analizado los resultados.

 

3º: Crea contenido menos enfocado en la venta

 

Las grandes marcas no necesitan crear contenido que les ayude a darse a conocer, ya que son marcas reconocidas por el público en general. Por eso centran su estrategia en crear contenidos que les ayuden a vender más – se puede decir que pueden ir más “a saco”.

En el caso de Pymes, es preferible adoptar otro tipo de estrategia. Tu objetivo no debe ser que alguien descubra tu web, y en seguida te haga una compra. No es algo que hagan muchos usuarios, por lo que es poco realista. Tu marca necesita ganarse la confianza de los usuarios, y para eso hace falta contenido útil, no enfocado directamente a la venta.

Las ventas acaban llegando eventualmente, pero sólo tras un proceso en el que el usuario descubre tu marca, consume una serie de contenido de utilidad que le ayuda a informarse y a conocer mejor a tu marca, y finalmente se convence de que tu marca puede satisfacer sus necesidades.

 

4º: Profundiza en tus contenidos

 

Quizá las grandes marcas tengan un equipo de más personas dedicado a las redes sociales y marketing de contenidos, pero normalmente se limitan a producir una serie de artículos semanales o mensuales, sin llegar a profundizar demasiado en los asuntos de los que tratan. Al comprometerse a una periodicidad fija para publicar artículos, pueden caer en el error de publicar sólo porque toca.

Por eso, para poder diferenciarte de ellos, debes proponerte crear contenido mucho más interesante que el de tu competencia. Propónte seriamente dedicarle un mayor esfuerzo en la investigación, redacción y formato del contenido, y verás cómo ese extra de esfuerzo será recompensado por un mayor interés de la audiencia.

 

5º: Establece alianzas con otras marcas

 

Nuestro último consejo es que le dediques tiempo a trabajar relaciones con otras marcas, ya sean competidores o de sectores afines, con los que puedas interactuar en redes sociales, o hacer colaboraciones.

Esto es algo que las grandes marcas no suelen hacer, ya que las relaciones con marcas se tramitan a través del departamento de relaciones públicas, por lo que la burocracia entre este departamento y el de marketing puede ralentizar las cosas para ellos. Sin embargo, en las Pymes normalmente la persona encargada del marketing también llevará la parte de relaciones públicas, por lo que todo se puede gestionar de una forma más directa.

 


 

Competir en el mundo tan globalizado y conectado en el que vivimos, a veces puede resultar duro, pero esperamos haberte dado algunas ideas para hacerte notar entre la competencia, y crearte una reputación en tu sector.

Y tú, ¿cómo intentas destacar frente a tus competidores? ¿Has utilizado alguna de estas estrategias? ¡Dínoslo en los comentarios!

Facebooktwittergoogle_pluslinkedin
No Comments

Post A Comment

uno × 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.